Jeep presenta la camioneta Gladiator, su primera pick up en 26 años

La marca especializada en vehículos todo terreno Jeep acaba de presentar la que será su primera pick up desde que dejo de venderse la Comanche pick up en el año 1992, basada en el Jeep Cherokee XJ. Esta nueva Gladiator esta basada en el Wrangler 2019 y llegará en varias versiones, todas doble cabina. 

Comenzando su venta el próximo año a partir del segundo trimestre, la nueva pick-up Jeep Gladiator acaba de ser presentada en el Salón de Los Ángeles. Según la marca, el nuevo Jeep Gladiator toma inspiración de pick ups anteriores de la marca, como el Jep Comanche. Esta camioneta basada en el Jeep Wrangler, luce la misma parrilla de siete ranuras, aunque éstas están más separadas entre sí para aumentar el flujo de aire hacia el motor. Puede equipar luces LED en focos principales y neblineros, así como luces diurnas.

Como podía suponerse, el parabrisas es abatible, además de un juego de puertas desmontables mediante un kit de herramientas Torx que viene incluido de serie, y el techo puede ser de lona. La caja de carga tiene un largo de 1.5 metros, cuenta con iluminación, así como muchos accesorios para asegurar o cubrir la carga y, opcionalmente, una toma de corriente protegida mediante una cubierta (115 voltios) o una rueda de repuesto del mismo tamaño que las normales ubicada bajo el cajón, tras el eje trasero.

El nuevo modelo, que se fabricará en la planta de ToledoOhio (Estados Unidos), ofrecerá en el mercado estadounidense cuatro acabados, denominados Sport, Sport S, Overland y Rubicon. Estos dos últimos ofrecen más opciones de personalización, acabados en color de la carrocería o techos rígidos también a juego con el color exterior.

Según la marca, el interior se inspira en la historia de Jeep, con un toque retro en el salpicadero, aunque con todas las funciones modernas de climatización, conectividad (hay dos puertos USB y un USB-C), molduras decorativas de metal, arranque por botón, asientos tapizados en tela o cuero (opcionalmente calefactados, al igual que el volante), etc...

El cuadro de instrumentos puede ser digital en opción (TFT de 7 pulgadas) y la pantalla multimedia del salpicadero ofrece dos tamaños, de 8,4 pulgadas, además del sistema Uconnect de cuarta generación (compatible con Apple CarPlay y Android Auto). En las versiones Sport también es de serie otra pantalla táctil inferior de 5 pulgadas para el control del clima y funciones de audio, mientras que los Rubicon montan una cámara delantera.

Además los asientos traseros son abatibles y hay múltiples espacios portaobjetos, incluido un compartimento con llave o un compartimento bajo los asientos para guardar los tornillos de las puertas al desmontarlas.

La oferta de motores del nuevo Jeep Gladiator contempla en el momento de lanzamiento un motor 3.6 litros Pentastar V6 de gasolina (del que se han fabricado nada menos que 8,6 millones de unidades desde su nacimiento en 2010) y a partir de 2020 también un 3.0 litros EcoDiesel V6.

El bloque V6 Pentastar, equipado de serie con Start/Stop, ofrece una potencia de 290 Hp y un par motor máximo de 353 Nm, aunque Jeep asegura que está optimizado para ofrecer una gran cantidad de par a bajas vueltas, algo necesario para el off-road “extremo”. De serie se asociará a una caja de cambios manual de seis marchas y en opción habrá una automática de ocho relaciones.

El futuro turbodiésel 3.0 litros V6 tendrá una potencia de 265 Hp y un muy generoso par máximo de 599 Nm. Como el gasolina, incorpora de serie el Start/Stop, aunque en este caso la transmisión automática de ocho marchas será de serie, debido a la mayor cifra de par motor.

El Gladiator, cuya suspensión delantera es de cinco brazos, cuenta en su oferta con dos sistemas de tracción total diferentes. El Command-Trac 4×4 de serie en Sport y Overland, incluye una caja transfer de dos velocidades y una reductora (2.71:1), además de ejes Dana 44 (relación 3.73). Por su parte, el llamado Rock-Trac 4×4 también lleva ejes Dana 44 pero de tercera generación (relación 4:1) con diferenciales de bloqueo electrónico Tru-Lok. El diferencial autoblocante trasero de bloqueo electrónico es opcional en Sport y Overland.

El Rubicón, además, ofrece una mayor articulación y recorrido de la suspensión gracias a una barra estabilizadora desconectable, así como paragolpes de acero, neumáticos todoterreno de grandes dimensiones o un cabestrante delantero de acero. El bastidor, por cierto, es de acero de alta resistencia y es 78 centímetros más largo que en un Jeep Wrangler 4 puertas.

En cuanto a cifras, el ángulo de ataque es de 43,6 grados, el ventral de 20,3 grados y el de salida de 26 grados, con una altura libre al suelo de 28,2 centímetros y una capacidad de vadeo de 76 centímetros. Por su parte, promete poder remolcar casi 3,5 toneladas y llevar una carga máxima de 725 kilogramos.

Para terminar, la dotación de asistentes de conducción para este Gladiator (que toma el nombre de una pick-up clásica de Jeep fabricada entre 1963 y 1987) incluye desde alerta de ángulo muerto o de tráfico cruzado, hasta cámara de marcha atrás (además de la frontal para uso todoterreno) o control de crucero adaptativo.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.